dicen que murió la Trova…

CARTEL-la-guitarra-sin-envejcer1El 18 de febrero de 1968 tres jóvenes subieron, guitarra en mano, al escenario de la Sala Che Guevara de Casa de las Américas, Pablo Milanés, Noel Nicola y Silvio Rodríguez, llegaba así a la vida de la nación la Nueva Trova. Celebraremos ese gran acontecimiento ¡45 años de Nueva Trova! con un concierto, el mismo día, 18 de febrero, en el mismo lugar, Casa de las Américas. Esta vez no podrá ser en la sala Che Guevara, pues hoy somos muchos más, pero estaremos allí, en plena calle, al amparo de la entrañable Casa de Yeye, con herederos de ese canto: Eduardo Sosa, Diego Gutiérrez, Roly Berrio, William Vivanco, Tony Ávila y Kelvis Ochoa. Haydée Santamaría, nuestra Yeyé, fue quien convocó a aquellos muchachones de canciones “raras” —mal mirados por algunos burócratas o de pensamiento rígido—, y les ofreció su sala, donde nuestro continente tiene el refugio para su arte y pensamiento de vanguardia. Se encontró así con el público una poética que, si bien era heredera de la canción trovadoresca tradicional, traía nuevos lenguajes y, especialmente, nuevas temáticas a abordar. La revolución cubana, en plena ebullición, empezaba a virar esta tierra de una vez, y ese estremecimiento justiciero tenía que encontrar su voz.
Aquel 18 de febrero de 1968, Silvio, Pablo y Noel, cantaron el puñado de canciones que tenían, insuficientes, para llenar un concierto que se alargara. El público pedía otra y otra, y llegó el momento en que tuvieron que confesar que se les habían agotado las canciones. Cuenta la leyenda, que uno de ellos —al parecer Silvio—  planteó el problema: Se nos acabaron las canciones. O las repetimos o invitamos a unos amigos que están en el público y tienen también las suyas. Subieron entonces Eduardo Ramos, Martin Rojas y Vicente  Feliú, redondeando aquel concierto fundador.
Este 18 de febrero otros seis trovadores, convocados por la UJC y Casa de las Américas, toman la misma guitarra, la de la poesía, la del compromiso con un mundo mejor, la del amor; la guitarra irreverente y apasionada a la que nadie ni nada puede ponerle precio, esa guitarra que es la guitarra sin envejecer, como dijera en su canción Silvio Rodríguez. La Nueva Trova, con los aires que exigen estos días, y con la esencia eterna del arte auténtico; la que mira a su entorno con aguda visión, la que se adentra en los laberintos humanos hurgando en sus sueños y dolores, retorna a la Casa de las Américas, sin envejecer, tras 45 años de incontables cantores.

18 de febrero/  7 pm. / Calle G esquina a 3ra. (Costado de Casa de las Américas)
Elenco: Eduardo Sosa, Diego Gutiérrez, Roly Berrio, William Vivanco, Tony Ávila y
Kelvis Ochoa.

Auspician UJC y Casa de las Américas
Producción: UJC, Mala vista producciones y PMM

Ver, este y otros artículos relacionados
En el blog de El Diablo Ilustrado: http://eldiablo-ilustrado.blogspot.com/
http://eldiabloilustrado.blogcip.cu/

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: